Los códigos de vestimenta están más presentes en la moda de lo que creemos

Los códigos de vestimenta están mucho más presentes en nuestras vidas y en la moda de lo que creemos y es que tan solo basta ver lo ocurrido en un local de Gran Canaria para ser conscientes de que esto nos puede afectar en cualquier momento. Así, para que esto no nos ocurra, en este post os queremos hablar de los códigos de vestimenta más habituales y mencionaros como podéis ir para no fallar y que os miren mal o no os dejen pasar. Sin embargo, las personas más avezadas ya saben que para no fallar, encuentran su mejor aliado en La Pepa Alicante, puesto que sus prendas, además de tener precios competitivos, son ideales para cualquier situación y encajan perfectamente con los siguientes códigos de vestimenta:

  • Etiqueta rigurosa o white tie. La etiqueta rigurosa, también conocida en inglés como white tie, es el código de vestimenta más exigente de todos los existentes. Su aplicación más popular es en ceremonias gubernamentales y eventos sociales de gran solemnidad, aunque también puede encontrarse en bodas, entregas de premios y graduaciones. En este caso, las mujeres llevarán vestidos largos, rectos o con cola, con telas lisas y con peso en su caída. Lucirán colores neutros y sobrios como el dorado o plateado; también azul marino o negro. Los estampados y colores llamativos son un rotundo no en este tipo de vestimenta. Se añaden complementos tales como joyería elegante y brillante, bolsos muy pequeños y zapatos de tacón alto. También suelen utilizarse guantes con largura hasta el codo. En cuanto al maquillaje y la peluquería, se utilizarán tonos ahumados en los ojos y labios en tonos intensos, mientras que el cabello irá recogido. Por su parte, en el caso de los hombres, estos llevarán frac con camisa blanca, bien con cuello de paloma para llevar la corbata de moño (pajarita) o con cuello tradicional en caso de usar una corbata normal. El uso de corbata o pajarita es imprescindible en este tipo de etiqueta. La camisa también deberá llevar puños franceses para colocar unas mancuernillas o gemelos. Los zapatos serán en tonos negros, bien de charol o de piel; también podrán usarse mocasines negros lisos. Algunos hombres también apuestan por usar los conocidos como slippers formales, un tipo de mocasines especial para combinar con el esmoquin forrados de terciopelo.
  • Etiqueta o black tie. En esta ocasión se utiliza una vestimenta menos rigurosa que en el caso anterior, ligeramente más desenfadada, aunque sin perder la elegancia y estilo. En este sentido, las mujeres llevarán un vestido largo o un conjunto de dos piezas. Si la fiesta es de día, podrán usar dos tonos diferentes en colores claros o con estampados muy sutiles. Los eventos nocturnos deberán mantener una imagen sobria utilizando colores neutros y lisos. Además, podemos introducir los tonos rojos para poder completar nuestro vestido. Aunque como siempre, el color que más elegancia desprende y con el que acertarás seguro es el negro. La tela del vestido podrá ser más entallada para potenciar la figura de la persona que lo vaya a llevar. El maquillaje dependerá de la hora en la que se celebre el evento. Por la mañana se podrán utilizar tonos más sobrios y claros y por la noche se volverá a recurrir a tonos oscuros y marcados. El peinado recogido seguirá siendo la mejor opción en este caso, acompañado de unos tacones altos y un clutch. En cuanto a los hombres, estos podrán llevar trajes de esmoquin en tonos negros, gris Oxford o azul marino. Los más atrevidos podrán optar por un traje en granate o en un blanco puro. Es importante recalcar que las dos piezas del traje deberán ser del mismo color para no perder la elegancia. La camisa será de color blanco y se podrán llevar gemelos al igual que en la etiqueta rigurosa. La pajarita es la apuesta más adecuada para este tipo de traje. El uso del fajín será relativamente opcional, dependiendo de si la chaqueta es cruzada o si se ha optado por llevar chaleco en su lugar. Los zapatos deberán ser de charol con cordones negros y punta redondeada.

El código de vestimenta de cóctel, uno de los más habituales y versátiles

Este código de vestimenta es muy popular, se utiliza en eventos empresariales y compromisos tales como bodas, bautizos, cenas, inauguraciones… En este dress code se puede apostar por una vestimenta más atrevida y creativa. Está a mitad de camino entre el código formal y el casual y por ello resulta tan versátil, aunque no por ello deberemos tener en cuenta ciertas normas a la hora de vestir. Así, las mujeres pueden llevar vestidos por encima de la rodilla en lugar de los trajes largos de etiqueta. También podrán utilizar faldas, excluyendo las mini faldas. Es importante que el largo del vestido o la falda no sea muy corto para no perder la elegancia. La tela empleada en el vestido puede tener más peso o ser ligera y vaporosa. Podrán utilizarse diversos colores y estampados elegantes y sencillos, siempre teniendo en cuenta la hora a la que se celebre el evento. Por la mañana se utilizarán tonos claros y por la noche se recurrirá a los tonos oscuros. El little black dress siempre es un acierto para ir a la moda en una fiesta de coctel. Los hombres vestirán también según el evento sea por el día o por la noche. Por el día, la vestimenta será más relajada: podrán usar trajes azules o corbatas estampadas y de colores. El traje deberá ser de chaqueta, aunque pueden permitirse quitársela en momentos puntuales. Podrán llevar pajarita o corbata u optar por quitársela, aunque por la noche será recomendable llevarla junto a un traje de tono oscuro. También pueden atreverse por llevar tirantes para aportarle un toque más moderno al look. Respecto al calzado, podrán llevar mocasines o zapatos de vestir con cordones.

Deja una respuesta