Cuatro tratamientos para rejuvenecer

Siglos y siglos para buscar el efecto de ser eterno. De no envejecer. Sin embargo, todavía  no se ha inventado nada para lograrlo. El famoso cáliz de la eterna juventud no existe, pero afortunadamente tenemos tratamientos clínicos que nos acercan a ello. Es el caso de la Clínica Be You Salud donde pueden conseguir que te sientas bien por dentro y por fuera.

Lifting

La palabra lifting viene del inglés y significa “elevar”, no debemos de confundirnos, con el lifting facial no elevamos el rostro, lo que se hace es recolocar la piel flácida en su sitio. Esta cirugía estética ha avanzado mucho en los últimos años, ya no es necesario realizar grandes cortes, ahora con solo algunos pequeños cortes en zonas disimuladas de la cara, se puede realizar la cirugía facial

Las arrugas son pliegues de la piel ocasionadas por el paso del tiempo, la edad, los efectos de la gravedad, la exposición prolongada al sol, una alimentación inadecuada, herencia genética o el estrés de la vida diaria. La zona de la cara donde suelen aparecer las arrugas es en el contorno de los ojos, incluido el entrecejo, entre el labio superior y la nariz, en el cuello o la mandíbula. Además de arrugas, aparecen acumulaciones de grasa, por ejemplo la papada en el cuello, estas acumulaciones de grasa también son eliminadas con el lifting facial.

Con el lifting facial, no paramos el proceso de envejecimiento, pero sí que podemos hacer que este proceso sea más lento.

Rinoplastia

No hay que confundir rinoplastia con septoplastia, se llama septoplastia a la cirugía de nariz utilizada para corregir funciones de la nariz, como por ejemplo defectos de nacimiento, problemas respiratorios o de olfato. La rinoplastia o cirugía de nariz, es uno de los procedimientos más comunes de la cirugía facial y que se hace para mejorar la calidad de vida.

Con esta intervención puedes reducir o incrementar el tamaño de su nariz, cambiar la forma de la punta de la misma o del puente, mejorar la abertura de los orificios nasales o cambiar el ángulo entre la nariz y el labio superior. Si además se combina esta técnica con la septoplastia, podemos corregir un defecto de nacimiento, una lesión de la nariz o ayudar a mejorar problemas de respiración. ¿Rinoplastia o septoplastia?, es muy complicado separar ambos conceptos, si te planteas una rinoplastia por problemas estéticos o una septoplastia para solucionar aspectos de salud, el cirujano plástico te aconsejará que en la misma intervención soluciones tanto unos como otros.

Blefarosplatia

Blefaroplastia es la técnica de cirugía facial que se usa para corregir defectos de los párpados, como las bolsas o el descolgamiento de la piel que aparecen con la edad o el cansancio, con esta cirugía facial conseguimos aparentar ser más jóvenes. A esta clínica llegan con pacientes que no tienen edad suficiente como para tener bolsas o descolgamientos, pero que por herencia genética aparecen y siendo muy jóvenes se realizan la blefaroplastia.

La blefaroplastia se puede combinar en la misma operación con otras técnicas de cirugía facial como el estiramiento de la piel o lifting y con ello conseguir unos resultados mucho más gratificantes para el aspecto del paciente.

Otoplastia

Otoplastia es una operación de cirugía estética que se usa para corregir deformidades en las orejas, tales como la forma, el tamaño o la separación con la cabeza, las denominadas orejas de soplillo. El tener las orejas demasiado grandes o muy separadas de la cabeza, orejas soplillo, puede ser un verdadero trauma en la edad infantil y adolescencia, debido a las continuas bromas pesadas y comentarios de los que pueden ser víctimas nuestros hijos.

La otoplastia es la cirugía facial más demandada en niños y niñas de entre 4 y 14 años. Las orejas terminan de desarrollarse aproximadamente a los 4 años de nacer, con lo cual a partir de los 4 años es cuando se puede acceder a una otoplastia. Es cuestión de los padres decidirse a realizar la otoplastia a sus hijos antes de que aparezcan problemas psicológicos derivados de la falta de autoestima personal como depresiones, provocadas por posibles burlas del entorno que les rodea. La otoplastia también puede realizarse en personas adultas que quieran mejorar su aspecto físico.

Estos son los cuatro tratamientos con los que conseguirás estar más joven y verte mucho mejor.